Quiénes Somos
  • B11.jpg
  • B12.jpg
  • B13.jpg

 

Bienvenidos a Kankabi' Ok

 

Kankabi’ Ok es una expresión que en lengua maya significa “pie sucio” o impregnado del polvo rojo de los caminos del Mayab, es pues una forma poética de decir viajero o de referirse a alguien que ha caminado mucho.

Kankabi’ Ok es también el nombre del personaje principal de un hermoso cuento que narra la historia de un joven maya que viaja hasta el fin del mundo para conseguir su sueño: la bella princesa encantada X-Jail. Muchos peligros tuvo que sortear Pie sucio; por debajo de la tierra, sobre ella y hasta por los cielos viajó movido por el gran amor que sentía hacia Dama del agua y aunque solo sabía de ella como una leyenda lejana e incierta, la amaba con una fuerza que no solo impulsaba sus pies sino también su corazón a seguir adelante.

Al final, Pie Sucio encuentra que la leyenda de la princesa Dama del Agua era una hermosa realidad y que ella al igual que él, lo amó desde el instante mismo en que supo su nombre.

…entonces Dama del Agua le dijo a Pie Sucio:

-Amo tus pies porque caminaron hasta encontrarnos

Tan bella historia nos impulsó a caminar detrás de nuestros sueños y seguirlos hasta donde la tierra termina, somos viajeros en busca de otros que quieran caminar con nosotros y viajar juntos hasta que nuestros ojos se maravillen…

CAMPECHE

Caminando en una tierra privilegiada. Somos parte esencial del Mundo Maya. Nuestra historia ha sido escrita por más de tres mil años.

Al caminar por los senderos de Campeche entrarás en un mundo diferente, donde el tiempo no lleva prisa y la cultura ancestral sigue viva, atrapada en los vestigios de los templos mayas perdidos en la selva, en la mágica atmósfera de los pequeños pueblos, en la serena y poderosa arquitectura de las ciudades coloniales y en su gente, orgullosa portadora de la herencia milenaria.

Para el viajero Campeche es una experiencia única: nuestra enorme biodiversidad cautivará tus sentidos en un concierto de sonidos y colores, sólo aquí podrás dejar tus huellas en la blanca arena de una playa secreta o sentir la explosión de sabores totalmente inesperados; un lugar de tesoros escondidos como en las leyendas de piratas, un momento de encuentro con la verdadera esencia maya.

Es por eso que los campechanos queremos compartir nuestro preciado regalo al mundo, como un legado universal excepcional que hoy mostramos con pasión y con orgullo.